Comunidad ÉTNOR

Foro de debate sobre ética y responsabilidad social en empresas y organizaciones

La Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR) acaba de presentar en España el Sistema de Gestión Internacional IQNet SR10, y otorgado los 16 primeros certificados del mismo. Estos son, además, los primeros certificados emitidos a nivel internacional de este sistema de reciente creación (28 de diciembre de 2011), privilegio otorgado a la delegación española por estar basada en la anterior RS10, creada por AENOR.

 

En apenas tres días desde la presentación oficial, ya son varios los expertos que han entonado el “¿otro certificado más?”. Y no les falta razón. Pero no por esto debemos hacer sombra a una certificación que puede llegue un poco tarde a este lío de normas y certificaciones, pero que puede convertirse en el certificado de referencia a nivel internacional. A favor de este argumento encontramos en este sistema varios aspectos destacables.

 

En primer lugar, es una estándar Internacional, lo que en un mundo globalizado ofrece una perspectiva más holística que otras certificaciones nacionales, incluso locales, permite la comparabilidad entre países, y tiene en cuenta la cuestión de las empresas que operan en varios países. En este sentido, cabe destacar que la SR10 es de aplicación obligada a todo el NIF de una empresa, es decir, a la misma razón social, pero no nos queda claro que ocurre con empresas que usan un NIF distinto para sus filiales en otros países.

En segundo lugar, para su realización se ha tenido en cuenta la ISO 26000. Según Salvador Román, Gerente de Responsabilidad Social de AENOR, quién nos presentó la certificación hace unos meses en la Mesa de RSE de Castellón, la IQNet SR10 “recoge y lleva a la práctica principios recogidos en esta guía, y que por su carácter de guía ISO dejó fuera de sus certificaciones”. Con lo que la avala un buen referente para la responsabilidad social a nivel internacional como es la ISO 26000, y suple esa “carencia” que algunos denotaron en la realización al fin como guía y sin posibilidad de certificación.

 

Y tercero, es integrable y compatible con otras ISO de Calidad, Medioambiente, o con otros sistemas como la OSHAS 18001 de Seguridad y Salud Laboral, sistemas ya conocidos y ampliamente implantados en empresas de todo el mundo, lo que facilita su comprensión y gestión. Para Salvador Román, esto es de suma importancia, “porque SR10 es un sistema de gestión sencillo, pero muy exigente” y es necesario tener algunas de estas certificaciones previamente para aventurarse con esta ISO. “Sin tener mucho trabajo recorrido en RSE no tiene sentido embarcarse en esta certificación”, afirma Román.

 

Esta puede ser una de sus fortalezas, y a la vez una de sus debilidades: se trata de una certificación muy completa y exigente, al alcance de muy pocos. A mi modo de ver, no podía ser de otra manera. Una certificación en responsabilidad social lo requiere. Pero ¿cuántas empresas acabaran certificándose con ella? ¿Cuántas organizaciones están a la altura de poder recibir un Certificado de Empresa Socialmente Responsable?

 

La segunda de las debilidades es, cómo no, el talón de Aquiles de la RSE: su adaptación a las pymes, que se me hace de alguna manera ¡imposible! si partimos de esta base de necesidad de conocimiento y aplicación de otras normas ISO, no al alcance de muchas pyme por complejidad, y también, porque no, por precio.

 

Sea o no sea el sistema de gestión que centralice y ocupe el lugar privilegiado de la RSE, por lo que pude conocer de la mano de unos de sus creadores, Salvador Román, no creo que sea “una certificación más”, y contiene aspectos importantes que merece la pena reconocer. El primero, porque no, que a efectos prácticos se basa únicamente en un sistema de gestión español, la RS10, por su calidad, y por ser pionera entre el resto de países que integran ISO, que no disponían de nada similar. Creo que vale la pena ponerlo en valor.

 

En segundo lugar, porque es una estándar holístico que recoge todas las dimensiones de la RSE de forma escrupulosa, y que destaca la exigencia de códigos de conducta dentro de los sistemas de gestión de la RSE. De hecho, este es el único documento nuevo que aumenta el alcance del buen gobierno en la organización. 

 

En tercer lugar, también pone de manifiesto claramente la necesidad del compromiso de la dirección con todo el proceso. Y por último, pero no menos importante, destaca la necesidad de identificar, priorizar y atender los impactos generados a todos los grupos de interés de la organización. “Si no se tiene en cuenta a todos los grupos de interés, no es responsabilidad social”, afirmó contundentemente Román.

 

Para terminar, un cotilleo: la propia AENOR está pasándose la certificación a su organización. ¿Para ver lo que se sufre? No, para ser coherentes con su filosofía.

Visitas: 1195

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Comunidad ÉTNOR para añadir comentarios!

Participar en Comunidad ÉTNOR

Comentario por Carmen Martí el septiembre 5, 2012 a las 10:51am

Gracias Jordi. Saludos, 

Comentario por Jordi Morrós Ribera el septiembre 5, 2012 a las 10:49am

Agradezco a Carmen la presentación de la norma, estándar, certificación (procuraremos no discutir demasiado los términos precisos) IQNet SR 10.

También celebro que en este caso el debate sobre los pros o los contras de esta nueva propuesta de certificación se haya mantenido en un adecuado tono de cordialidad como corresponde a profesionales adultos y maduros.

Comentario por Carmen Martí el agosto 28, 2012 a las 9:11am

Muchas gracias Salvador por tus comentarios. La verdad es que fue un gusto poder acudir a vuestra presentación y aprendí mucho sobre el proceso de la IQNet SR 10. Y agradezco tus puntualizaciones sobre mi análisis, ya que por supuesto son percepciones sobre la información de que dispongo, más escasa que la vuestra, así que complementan el criterio para que nuestros lectores puedan conocer un poco mejor el estandard.

Cuando escribí el artículo no pensé que fuera a destapar tanto debate/polémica, pero este se caracteriza por ser un foro plural, siempre por supuesto dentro de un marco de respeto, así que  de nuevo te agradezco que hayas tenido la oportunidad y amabilidad de responder a las críticas, aunque bastante duras de Xavier Agulló. 

Un saludo, y bienvenido a este foro en el que esperamos participes con asiduidad!

Comentario por Salvador Roman Garcia el agosto 24, 2012 a las 11:41am

Sobre los comentarios del Sr. Agullo de acusar a AENOR de “engañar” me parecen fuera de lugar y cuando menos es una falta de respeto. Más si cabe si se acompaña de argumentos que recurren a lo que se critica: la mentira (en ocasiones sabiendo que lo es),  a la media verdad o a la tergiversación.

 1º) SR10 no ha sido  fabricada en los departamentos comerciales, ni en los de normalización de AENOR. Como su propio nombre indica, IQNet SR10 ha sido elaborado por  IQNet fruto de un consenso a nivel internacional en el que han participado diferentes organizaciones  a nivel mundial (varias de ellas Iberoamericanas).  El nombre en español de "estándar" SR10 fue fruto de ese consenso en IQNet, no lo puso AENOR. Indicar que AENOR siempre ha llamado a la antigua RS10 como especificación.

2º) Este Sr. sabe perfectamente que AENOR hizo enormes esfuerzos de diálogo e intentó en numerosas ocasiones que saliese adelante una norma UNE de responsabilidad social (la UNE 165001 EX),  pero hubo varias organizaciones empresariales, y  alguna ONG, que se opusieron a ello.

3º) SGE 21 es una “norma” privada española que ha sido elaborada y se gestiona por  organización privada (Foretica) con sus propios criterios. Para su elaboración no se ha seguido, ni mucho menos, los criterios y procedimientos ISO o UNE de elaboración  de normas como parece que se quiere dar a entender. Hay que recordar que el organismo notificado para elaborar normas en España es AENOR.

Para finalizar, sobre si es mejor o peor, pues eso ya depende de lo que cada organización busque y valore. Por mi experiencia creo que SR10 es mucho más riguroso, exigente y completa que otros sistemas existentes a nivel nacional e internacional. Tanto a nivel de requisitos del sistema de gestión como del propio alcance y del proceso de  realización de la auditoría. Argumentos que en gran parte tú Carmen has comentado anteriormente

La crítica constructiva y con buena intención es siempre es bienvenida, el resto sobra. Y más si hablamos de responsabilidad social.

Un saludo

Comentario por Salvador Roman Garcia el agosto 24, 2012 a las 11:24am

Buenos días, en primer lugar, aunque llego un poco tarde, felicitarte Carmen por el artículo. No  recuerdo si fueron exactamente esas las palabras dije pero tampoco creo que difieran mucho de lo que comenté en su día. Creo que lo importante es el contenido (que en su gran mayoría lo has transmitido perfectamente) y no el si dije exactamente esas mismas palabras que tu comentas.

¿Sobre llamarle estándar o norma o especificación? Podríamos teorizar y daría para un largo debate. Está claro que no es una norma ISO o una norma UNE. Tampoco lo son OHSAS (que también se le llama estándar en español), SGE21, SA8000 o GRI por nombrar algunas referencias conocidas.

En mi opinión, yendo a la parte practica y basado en mi experiencia de trabajar como técnico (no pertenezco al departamento comercial, ni al de normalización) en AENOR desde 1999, lo importante es que sea útil y que sirva a las organizaciones que lo utilicen. Así que si te equivocas en el nombre tampoco pasa nada, es habitual de lo que parece.

Si quería aclarar que para la certificación de IQNet SR10 no es requisito tener implantado otros sistemas de gestión basados en ISO, aunque sí que ayuda y facilita bastante el tener estos sistemas (calidad, medioambiente, etc. ) implantados en la organización.

También decirte que más de la mitad de los certificados que hemos emitido son de pymes, lo que demuestra un claro interés por parte de ellas. SR10 mas que es un sistema complejo, es un sistema exigente.

En resumen, te felicito por tu artículo, que sin dejar de ser crítico en algunos aspectos,  me parece constructivo y con un  tono  muy positivo.

Un saludo y muchas gracias.

Comentario por F. Xavier Agulló el julio 10, 2012 a las 9:48am

Recomiendo este artículo de Perla Puterman sobre el concepto de 'norma': http://www.diarioresponsable.com/empresas/normas-y-acreditaciones/1.... Saludos.

Comentario por Carmen Martí el julio 10, 2012 a las 9:01am

Bueno Xavier, nada como los expertos para poner los puntos sobre las ies...corregido el lío entre normas y certificaciones, qué como bien dices nos confunde a todos, seguro que tiene intereses comerciales, como los tiene también la SGE21 o cualquier otro tipo de certificación o norma. Fíjate que no he entrado en el tema de si me parece adecuada o no una certificación en RSE, que tengo mis dudas. Pero como recojo en el post, en el plano teórico (ya que si no la pasas no puedes acceder a mucha más información), me parece que tiene algunos aspectos positivos que merece la pena resaltar. Y sin lugar a dudas está generando y generará mucha polémica. Seguiremos debatiendo. Pero ya te digo yo que no creo que sean muchas las empresas certificadas...a no ser que AENOR baje mucho el nivel. Gracias!

Comentario por F. Xavier Agulló el julio 9, 2012 a las 5:31pm

Bueno, de hecho no es una 'norma', y la propia AENOR la llama 'estándar', aunque con un audible intento de engañar (en inglés standard es el vocablo usado para norma). Mira si es importante tal aspecto que tú misma te equivocas en llamarla 'norma' cuando no lo és. Y no lo es básicamente por lo mismo que afirmó 'contundentemente' Román: “Si no se tiene en cuenta a todos los grupos de interés, no es responsabilidad social”. Y este documento SR10 se ha fabricado en los departamentos comerciales de AENOR certificación para luego 'elevarlos' al de normalización. Esa es la 'norma' que, por otro lado, no ofrece ninguna ventaja adicional a lo ya existente. De haber querido aportar algo socialmente responsable, AENOR hubiera dialogado y hecho una UNE, o adoptado la SGE 21 que sí es norma (según la definición de ISO). Para hacer algo peor, ¿por qué? ¿Es eso que no es ni norma lo que AENOR quiere exportar a Latinoamérica? ¿Esa es la 'calidad' que exporta España?

Miembros

© 2017   Creado por Quique.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio