Comunidad ÉTNOR

Foro de debate sobre ética y responsabilidad social en empresas y organizaciones

No hay trabajo para todos. Al menos esa esa parece la conclusión más obvia después de los últimos años, con más de 4.5 millones de personas sin trabajo en España, un número que, por desgracia, no parece que vaya a descender de manera sustancial en lo próximos meses.

 

Sin embargo, más allá del sustento económico básico necesario, el trabajo es un derecho reconocido en la constitución que dignifica y socializa a los seres humanos, que nos permite ser ciudadanos en nuestra faceta de trabajadores activos, parte del mercado laboral, "productivos" desde el ámbito laboral. La realidad es que, más allá de las ayudas sociales existentes en España y en otros países de la UE, la gente quiere trabajar, quiere como decimos coloquialmente, "sacarse las castañas del fuego", llevar las riendas de su vida.

 

¿Es posible ofrecer un trabajo para todos con el actual sistema laboral? ¿Se están estudiando en serio otras alternativas? ¿Estamos preparados para una reforma de los tiempos y modos del trabajo? Jornadas partidas, semanas laborales de 4 días, "trabajar menos para trabajar todos", es la apuesta de varios teóricos, como Guy Aznar, planteada hace más de 15 años. Somos ahora más productivos que nunca...pero ¿tenemos más tiempo que antes?¿disfrutamos más del ocio? ¿existen otros espacios más alá de la dualidad trabajo/ocio?

 

Ignacio García-Perrote, Socio Director de Uría-Menéndez, analizará este tema en la 5ª sesión del XX Seminario ÉTNOR de Ética Económica y Empresarial, el próximo 24 de febrero en Fundación Bancaja. Vuestras reflexiones son fundamentales en este asunto. Podemos hacerle llegar vuestras cuestiones si no podéis asistir.

 

Visitas: 267

Responde a esto

Respuestas a esta discusión

Hola Sergio!

Desde luego que la motivación, la vocación, la responsabilidad y la cultura del esfuerzo son valores fundamentales para un mercado laboral competente y estamos de acuerdo, no sólo tú y yo, sino multitud de profesionales, de que son valores que es necesario fomentar en el momento actual en las empresas españolas. No obstante, no sólo hay carencia de estos valores entre los trabajadores, tampoco la mayoría de los empresarios saben valorarlos y que formen parte de decisiones determinantes a la hora de la contratación y la valoración del personal. Cambiar un modelo así es una cuestión de medio y largo plazo, y existen numerosas iniciativas exitosas que pueden servir de ejemplo. Es momento para la innovación en el mercado laboral y la gestión del talento. Y en esto hay profesionales en este foro que pueden ofrecernos una visión mucho más completa del tema. A ver si se animan a participar!

La verdad que nunca me había planteado una cuestión  de tal importancia como esta.

Hoy en día estamos viviendo una muy mala situación económica que, esperemos que pase lo más pronto posible. El trabajo "escasea" y no me había parado a pensar que existen otras alternativas, la de Guy Aznar es interesante, pero ¿Quién estaría de acuerdo en no trabajar las horas ya estipuladas, cobrar menos, y además que los precios no bajen? Creo que pocos, porque desagraciademnete somos un poco egoístas y más en estos malos tiempos.

En cuanto a la cuestión del ocio creo que la gente está más que acostumbrada a trabajar 5 días y descansar 2, y en esos 2 días disfrutar al máximo, salir con los amigos, ir a cenar, al cine, hacer deporte, y por supuesto descansar. Se saca todo el partido posible al ocio desde el viernes noche hasta el domingo.

La sociedad está acostumbrada a llevar este estilo de vida, pero opino que sí es interesante plantearse mejoras en el ámbito laboral, y esta cuestión sería una de ellas.

Estoy de acuerdo en que no hay trabajo para todos y que la situación que atraviesa nuestro país en la actualidad es totalmente mala. Sin embargo también pienso que nos hemos visto irremediablemente abocados a esta situación. Hace apenas 6 años se podían oír voces diciendo "algún día esto explotará" o "llegará el día que esto no será tan bonito". Vivíamos en una especie de paraíso donde jóvenes de 16 años dejaban los estudios para trabajar y donde cualquier persona podía montar un negocio que fuera bastante bien. Pero llegó el día. Los jóvenes que dejaron sus estudios ahora no tienen empleo y muchos negocios han cerrado. ¿Una solución? Pienso que es difícil hallarla puesto que nos encontramos en el fondo de un proceso cíclico que solo mejorará con el tiempo aunque ya hay gente que apunta a que es un problema sistémico.

Por otra parte pienso que pueden existir medidas que suavicen esta situación como pueden ser las jornadas partidas o las semanas laborales de 4 días como bien has apuntado. Aunque como ha dicho Yolanda esta solución me parece poco probable aquí, ya que por desgracia la mayoría de las personas pensamos en nuestro bien individual y no en el colectivo. Es una medida que me resulta muy interesante pero que implica un alto grado de solidaridad colectiva: “tener menos para que podamos tener todos”.

Según García Perrote, gurú de la abogacía e intuyo que también sobre gestión empresarial he entendido que para salir de esta tremenda crisis hacen falta que se den varios factores a la vez, aunque según el todos son muy difíciles de aplicar, cosa que comparto. Quisiera desarrollar algunos de ellos según mi entendimiento, si se me permite:

 Acceso al crédito.

          Parece ser una gran verdad el que cueste tanto acceder a los susodichos créditos, pero también es verdad que tanto asalariados como empresarios según mi humilde entender hemos abusado de la facilidad que nos hemos encontrado al solicitarlos. Como asalariado, tengo que romper una lanza por los míos y es que gran parte de nosotros no entendemos mucho de riesgos y menos en tiempos de bonanza, pero si sabemos que necesidades tenemos que cubrir, y si además nos  facilitaban  los créditos de manera tan generosa es muy humano el haber estirado mas el brazo que la manga como se suele decir. Ahora bien de los empresarios creo que no se puede decir exactamente lo mismo, aquí es muy posible que se les pueda aplicar el dicho de que la avaricia rompe el saco, máxime cuando se supone que están mucho más preparados, informados y asesorados por sus bufetes de abogados, economistas etc. Además ya llevaban más de año y medio recibiendo críticas sobre la burbuja inmobiliaria,denuncias  del gobierno europeo de turno sobre los excesos de la construcción, sobre todo en el litoral mediterráneo.Ahora bien, ha sido una forma de enriquecerse vertiginosamente y ahora que les quiten lo ¨ bailao¨. Lo peor de todo esto es que somos tan idiotas que hemos hecho creer a toda Europa que nuestros salarios son muy elevados arreglo a las categorías profesionales que tenemos, sin que se sepa que las jornadas para percibirlos están entre  10 a 12 horas diarias.

La educación.

       Como lo que estoy escribiendo en este momento es solo para vosotros, no tengo nada que decir, creo que la Doctora  Adela Cortina lo dejo muy claro. Mal si ando y mal si no ando.

La movilidad.

      Si no recuerdo mal solo se trataba de movilidad geográfica, tengo entendido que ha nivel de prevención de riesgos laborales se van a implantar unos nuevos EPIS .La maleta,biodramina para los mareos del viaje, papel y bolígrafo para cartear ya que a los países  que nos quieren mandar según mi entender están algo menos desarrollados que nosotros. Volvemos a ser un país de emigrantes cuarenta años después (VEASE UN FRANCO CATORCE PESETAS), pero en esta ocasión los países son algo distintos a los que solíamos ir a solicitar un puesto de trabajo, además íbamos de manera voluntaria aunque eso si por necesidad, ahora no, te quieren mandar por imperativo empresarial. Ahora bien lo que no tengo muy claro es si te puedes llevar a tu familia o pretenden que nos volvamos polígamos o practiquemos el celibato, eso se me tiene que explicar.

La flexibilidad.

      Eso no suena tan mal, recuerda al deporte, salud y buenos hábitos ahora bien como en cualquier deporte se supone que hay que ser perseverante, rígido y honrado ante la ley(máxime si es Hacienda), eso si, si es para fomentar todavía más la economía sumergida entonces andamos sembrados, si la flexibilidad es para ser aprendiz de todo y oficial de nada también,si es para disponer en todo momento de nuestra mano de obra a cualquier hora,día y al antojo de nuestros mecenas también. Pero esa flexibilidad debe de ser reciproca, justa y para el bien común, empleados y empresarios. (Perdonarme es tarde y creo que estaba empezando a soñar) Ha se me olvidaba, somos españoles no alemanes, no es que tenga algo en contra de ellos al contrario los he conocido y los admiro pero diferencias haberlas ¨ hailas¨

Empleabilidad.

      La empleabilidades algo muy importante además de nuevo, el problema es que rima con inestabilidad y precariedad. Por supuesto que la idea no es mala, el centrarse en tutorizar a los empleados, trabajar para que a nadie le falte trabajo es una bendición, pero a cambio de que. Ahora me viene a la memoria una pregunta que se hizo en dicha ponencia, el precio del despido. Si me equivoco rectificarme por favor, tengo entendido que la indemnización por despido es un porcentaje de nuestro salario que nos retiene la empresa para que en un momento dado si se nos despide podamos minimizar durante un tiempo nuestra desgracia hasta encontrar otro empleo además de la prestación por desempleo. Si los empresarios en vez gestionar ese dinero y sacar pingues dividendos nos lo prorrateasen mensualmente se les acabaría ese problema tan gravoso para sus bolsillos, eso sí lo tendríamos claro por dos razones. La primera es que viviendo siempre al límite de nuestras posibilidades ese incremento se nos iría de las manos y la segunda es que volviendo a los alemanes y demás países civilizados europeos ahí también hay diferencias en cuanto a gestión de empresa. La productividad. Los empresarios de estos países si que están muy pendientes de esa productividad en cambio la mayoría de los nuestros cambian productividad por gestión de cortijo,valoran más el servilismo para potenciar su ego que estudiar las posibles medidas para incrementar sus beneficios y por simpatía los nuestros.

Bien, para finalizar decir que creo que hay muchas posibilidades de salir de esta cloaca y creo que son estas:

1º Educación, si, pero para formar inspectores de trabajor reales (honrados) y cuantos más mejor. Si al ministro de trabajo anterior se le ocurrió decir que la economía sumergida en este bendito país estaba en torno al veinte por cien y posiblemente se equivoco a la baja bien se podría aumentar los ingresos estatales para cubrir todas las deficiencias económicas en las que nos vemos envueltos.

2º Control y responsabilidad subsidiaria por parte de los gobernantes, entiendo que en un país de libertades y democracia no todo está permitido, ahí es donde  tiene quemojarse  el gobierno, controlar todo lo que puede perjudicar al bien común de la ciudadanía y dejar de crear leyes nuevas cuando las viejas no funcionan, esas tienen prioridad y se deben de arreglar, luego ya llegaran las otras.

 

Vamos a ver, después de dar mi opinión anterior sobre lo que pienso sobre este futuro incierto, que estaba redactada desde hace varios días e leído los comentarios de los otros compañeros del foro, y quisiera decir que soluciones deben de existir. Hace unos meses al ex ministro de de trabajo señor Gorbacho, si no me equivoco se le ocurrió decir ante los medios de comunicación de que la economía sumergida en España rondaba el 20% del PIB siendo posible que se supere con creces esa cifra. Esa economía sumergida viene dada por varios factores, unos por la necesidad perentoria de cubrir las necesidades mínimas de toda persona o familia sin trabajo, otro para obtener unos ingresos extras ya que según mi humilde opinión los salarios reales ajustados a convenio son en muchas ocasiones ridículos y surrealistas aunque no todos por supuesto, véanse  grandes empresas con sindicatos corporativos y bien dirigidos como los de los controladores de aviación por poner un ejemplo aunque  hay muchos. El tercer factor  con gran diferencia en cuanto a falta de ética y poca vergüenza  es el de muchas  empresas que valiéndose de su posición y máxime en estos momentos todavía más, recurren a actuaciones como poco alégales para incrementar sus beneficios de manera en muchas ocasiones escandalosas, presionando sobre los salarios a nivel interno ,firmas de baja voluntaria antes de firmar el contrato de trabajo, salarios a diez horas diarias, excesos de horas extraordinarias llegando a doblar la jornada de manera ¨ voluntaria¨ y como no ,sin declarar faltaría más,(esto debe de asemejarse algo a lo de la flexibilidad interna),haciendo caso omiso a gran parte de las normas de prevención de riesgos laborales si ello supone algún tipo de desembolso, mas etc, etc y etc. Al comparar  Las empresas (empresarios + operarios) en España frente  a las alemanas, inglesas, suizas  o francesas por poner unos ejemplos, muchas de las nuestras dejan mucho que desear y no por la actitud de los operarios.

Con esto lo que estoy diciendo es que si la administración competente sobre relaciones laborales  fuese menos benevolente frente al manejo de muchas empresas, (que lo son y me consta)  realizasen como dios manda su trabajo y además aprovechasen gran parte de los recursos humanos que se están echando a perder en el paro incrementando sus inspectores en la calle es posible que desapareciese gran parte del problema que supone el paro.

Mecanismos de control sobre los operarios los hay y muchos, las empresas hacen uso de ellos en muchas ocasiones, pero sobre las empresas o empresarios se diluyen hasta desaparecer.

Hola a todo@s:

Gracias por vuestros últimos comentarios, Paula, Yolanda y Rafael! La verdad es que tocáis tantos puntos que es imposible responder a todos por este sistema! Tenemos que inventar el día del "foro en vivo" para poder vernos y debatir de estas cuestiones en persona! Pero de momento no va mal la cosa.

Estoy de acuerdo contigo Yolanda de que es difícil cambiar algo a lo que estamos acostumbrados tanto tiempo, como es la reforma que Guy Aznar plantea...de hecho no sé si lo he dicho, pero el libro es de 1994...y como veréis las reformas en Francia en esta línea han sido más bien pocas. Quiero decir, que es difícil, desde luego, pero a mi modo de ver lo más interesante de esta reflexión, además de que ofrece alternativas viables, es el cambio de mentalidad hacia la gestión del tiempo trabajo/ocio, y el énfasis que poner en llevar las riendas de nuestra propia vida, salir de unos ritmos estandarizados marcados por la jornada laboral, y cambiar/adecuar esos ritmos en las distintas etapas de nuestra vida: cuando somos padres/madres, cuando somos jóvenes, más mayores, cuando queremos estudiar, o ser voluntarios, o hacer x cosas en nuestra vida.

Por supuesto que el pensamiento comunitario y el querer "arrimar" el hombro para mejorar la situación de todos es fundamental para emprender estas reformas, porque al fin y al cabo los que sufren el paro son menor número que los que tienen trabajo. Pero tal y como está planteado no requeriría medidas "heroicas", sino aprovechar mejor los recursos que tenemos, y acomodar las jornadas a las necesidades de la gente. Es difícil explicarlo en tan breve espacio, pero si os interesa el tema os recomiendo la lectura del libro que os recuerdo se llama Trabajar menos para trabajar todos.

Un saludo a todo@s

Este tema es uno de mis preferido con mis amigas y siempre acabamos con la misma conclusión. En España tenemos el mayor número de población activa, que quiere decir esto, que hay mucha gente trabajando. Esto ocurre por que hace unos años, antes de la crisis, una persona de 16 años se ponia a trabajar en la contrucción y ganaba igual o más que una perona de 25 acabada de salir de una carrera. ¿Para que estudiar? Encima ¿hay trabajo cuando sales de la carrera? Todo esto se te plantea a una edad muy temprada. Yo estudio por vocación, siempre lo he dicho. Además tengo que estudiar y trabajar, por lo que se me considera activa también, ya que no hay tantas ayudas para estudiantes. Otro de los errores que yo he podido descubrir es que la gente que está trabajando no es productiva, no quiero generalizar, pero si que es verdad que tenemos que aumentar nuestra productividad en el trabajo sino no es tan productiva una empresa y no genera trabajo. Esto pasa igual cuando nos quedamos sin trabajo, queremos seguir en lo que haciamos antes, hay que reciclarse. Cuando entre en la carrera tenia muy claro a lo que me queria dedicar al acabarla, ahora no tanto. En primer lugar a lo que encuentre y en segundo lugar me he dado cuenta que el mundo de la comunicación es muy amplio y puedo nutrirme de muchos sectores para conseguir mi proposito.
Hola Carmen. Respecto a este tema mi opinión es que la mejora de las condiciones laborales en los trabajos de menor prestigio sería un trampolín para aquellas personas con escasa formación que quieran incorporarse al mercado laboral. Si este tipo de trabajos disfrutaran de mejores salarios y condiciones laborales mas favorables, como pueden ser la flexibilidad de horarios y unos contratos mas seguros, la gente se decidiría a trabajar en ellos. Digo esto porque conozco mucha gente parada que no quiere trabajar en este tipo de trabajos por los problemas que he comentado anteriormente. En España hoy en día existen puestos de trabajo para ocupar pero estos son trabajos poco interesantes y que la gente no quiere. En conclusión creo que se necesita mejorar la calidad de ciertos sectores para que estos sean mas interesantes para las personas paradas.

Totalmente de acuerdo contigo Sergio. Desde luego que todos los trabajos, y en especial los más duros, deberían tener unas condiciones laborales más justas para que ninguna persona rechazara un trabajo por estas condiciones. Y no hablamos sólo de salario, sino como bien apuntas de flexibilidad, contratación, y por supuesto seguridad laboral.

Un saludo,

Estoy de acuerdo con la afirmación de Carmen respecto a los trabajadores, que lo que quieren es trabajar, no recibir prestaciones del estado, quieren sentirse útiles.

El paro destruye el tejido social, al arrebatar la dignidad a las personas. Existen personas dispuestas a trabajar, en concreto mas de 4.5 millones, pero sin embargo nos encontramos a otras que no realizan bien su trabajo.

Puede que reduciendo salarios de políticos, médicos, controladores aéreosy por tanto como dice Guy Aznar reduciendo la jornada laboral de estos trabajadores y destinando este dinero a emplear a personas con cualificación sin trabajo, se pueda superar esta situación de desánimo generalizada que vive el país.

El problema reside en la misma solución, ¿están dispuestos médicos, controladores, políticos.... a cobrar menos para que otros tengan?

Yo creo que uno de los principales problemas que se me plantean al pensar en el tema del paro o de la riqueza del país...es la poca equitatividad del reparto de dicha riqueza.

 

Como todos sabemos, los que más capital poseen en este país (y en las economías del mundo) son sólo unos pocos, que en mayor o menor medida se lo habrán "currado" para poder tener un nivel determinado de vida, y si es así me parece absolutamente justo. Pero, ¿que pasa con las personas que también están trabajando en condiciones precarias para poder sacar adelante a sus familias? Todos los integrantes de la sociedad merecen tener las mismas condiciones, o al menos las mismas oportunidades a la hora de encontrar trabajo, por supuesto, que cada uno es su especialización...

 

Pero éstos días, he tenido un debate con un familiar muy cercano que yo relaciono directamente con este tema y que me gustaría trasladaroslo. Se trata sobre la Monarquía Española, la cual, recibe dinero de todos y cada uno de nosotros. Para mi, el trabajo que hacen cada uno de sus integrantes me parece correcto, porque ayudan a defender ciertos factores indispensables, como lo hizo el rey en su día con la democracia, pero, ¿porque ha de recibir tanto de toda la población?, ¿Acaso no puede vivir con menos? (aún viviendo con menos, su situación sería mucho mejor que de la de una parte sustancial de la población)...¿Porqué no se destina ese dinero o parte de él para emplearlo en el pueblo o en la creación de trabajo?

No quiero dar lugar a confusiones, pues no quiero con este planteamiento "promocionar" una república, ni tampoco apoyar a la Monarquía, pero, si bien es cierto, creo que uno de los principales problemas de la economía de este país es que una gran parte del dinero no va dirigida a los asuntos correctos. Tal y como dice mi compañero Jordi, "Puede que reduciendo salarios de políticos, médicos, controladores aéreos..." (y añando, de la monarquía) se podría considerar una mejora de la situación laboral en España.

Hola a todos!

Como bien comentáis, Jordi y Adolfo, reduciendo la jornada laboral de parte de la población podría trabajar mucha otra. Pero en concreto la propuesta de Guy Aznar va más allá de reducir forzosamente el salario a los que más cobran (que podría ser un propuesta), sino lo que Aznar ha analizado es que hay personas que estarían dispuestas a trabajar menos en momentos determinados de sus vidas, incluso aunque eso supusiera una reducción de salario: para cuidar a los hijos, a familiares enfermos, para estudiar, para disponer de más tiempo para dedicarlo a voluntariado, ocio, etc. Lo que Guy Aznar propone es un sistema complejo de compensaciones público-privadas y por supuesto mucha más diversidad en el mercado laboral. Os recomiendo si tenéis interés por este tema la lectura del libro, que como decía en el post, 15 años después sigue teniendo más actualidad que nunca.

Como bien dices, Héctor, lo que es una pena, y nada productivo, es que nuestros jóvenes se tengan que ir forzosamente a trabajar fuera, porque aquí no hay oportunidades laborales de ningún tipo. Son necesarias alternativas y creatividad!

Un abrazo a los tres,

RSS

Miembros

© 2020   Creado por Quique.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio